Please help keep this Site Going

Menopausal Mother Nature

News about Climate Change and our Planet

Uncategorized

Cómo frenar el calentamiento global a corto plazo

Para empezar, es necesario que más países se sumen al pacto sobre el metano, entre ellos China, Rusia e India, los tres mayores emisores de metano del mundo, e Irán, que se encuentra en el noveno lugar (Estados Unidos, que la semana pasada dio a conocer un plan agresivo para contrarrestar las emisiones de metano, ocupa el cuarto lugar, seguido de Brasil, que firmó el acuerdo). Por supuesto, esto resume el desafío del cambio climático: las fronteras no pueden proteger contra el calentamiento del planeta, así que todos los países deben unirse a la lucha, sobre todo los que más contaminan.

Para aquellos que se han sumado al pacto contra el metano, su compromiso debe estar acompañado de acciones reales, no palabras, si se quiere frenar el calentamiento antes de que las consecuencias sean catastróficas. Junto con la pronta eliminación del carbón y la protección de los bosques, la limitación del metano forma parte de una estrategia de mitigación básica para frenar el cambio climático.

El otro elemento de esa estrategia es la reducción de las emisiones de los contaminantes climáticos más nocivos, que, junto con el metano, potencian el calentamiento a corto plazo. Sin recurrir a la geoingeniería del clima, esta es la forma más rápida de frenar el calentamiento global.

Estos supercontaminantes, como los llamamos, tienen el potencial de poner en peligro nuestros sistemas naturales esenciales, ya que aceleran el derretimiento del hielo marino del Ártico y de las capas de hielo de la Antártida y Groenlandia y precipitan el deshielo del permafrost en las regiones boreales del mundo. Ese deshielo será desastroso para el clima si acaba liberando las enormes cantidades de metano y otros gases de efecto invernadero que hay en el suelo congelado.

Sabemos, por las mediciones del aire atrapado en el hielo antártico, que la cantidad de metano en el aire ha alcanzado su nivel más alto en al menos 800.000 años. Y dado que las emisiones de metano pueden ser más de 80 veces más potentes en el calentamiento del planeta en 20 años que el dióxido de carbono, la reducción del metano tiene un papel especial en limitar el aumento de la temperatura a corto plazo. Otros dos contaminantes climáticos de vida corta también son muy potentes: los hidrofluorocarbonos, utilizados sobre todo en la refrigeración y el aire acondicionado, y el hollín de carbono negro, causado por la combustión incompleta de combustibles fósiles, madera y residuos orgánicos, como los desechos del jardín y las granjas.

Please help keep this Site Going